X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
  1. Portada »
  2. Noticias
Volver

Noticias

más noticias

Qué son las polillas y cómo prevenirlas

12 jun 2019

Cambio de estación y cambio de vestuario van totalmente ligados. Pero ¿sabes qué puedes encontrarte en el fondo de tus armarios junto a tu ropa? Un pequeño visitante, las polillas. Te contamos qué son y cómo poder prevenirlas.

El verano ya está a la vuelta de la esquina. Y con él, no sólo vuelven los helados, los paseos por la playa o el primer capuzón en la piscina, sino también los cambios de vestuario. Los guantes, bufandas y abrigos quedan relegados a lo más profundo del armario, mientras que las camisetas de tirantes, chanclas y pantalones cortos son más que bienvenidos en la más calurosa de las estaciones del año. Sin embargo, junto con tu ropa, puedes encontrarte a un visitante inesperado: las polillas.

¿Qué son las polillas?

Son insectos voladores muy pequeños (casi de 8mm), que suelen habitar en zonas oscuras y bien acondicionadas. Durante el invierno, buscan refugio en los hogares, sobre todo en zonas de poca luz como los armarios y cajones.

Las prendas que han sufrido su llegada suelen oler a moho, tener un aspecto blanquecino o incluso agujeros. Estos agujeros surgen por culpa de las larvas, ya que se alimentan de todos estos tipos de telas.

Se estima que hasta un total de 150 larvas llegan a ser creadas por una única hembra. Por lo tanto, pueden suponer una peligrosa plaga en el caso de que no se les ponga remedio a tiempo.

¿Cómo prevenirlas?

Los mejores consejos para prevenir las polillas son los siguientes:

-          Guardar de forma hermética y bien sellada toda aquella prenda de lana que se use de forma ocasional a lo largo del año.

-          Está más que desaconsejado dejar ropa manchada o con restos de comida en el armario, ya que, junto a la lana, es uno de los elementos que más atrae a las indeseables polillas.

-          Una vez guardes y selles bien la ropa en el armario, es aconsejable incluir un colgador antipolillas que mantenga tus prendas a salvo de cualquier incursión durante el tiempo que están guardadas. Además, también se pueden colocar bolsitas antipolillas en lugares como cajones o cajitas donde también guardes parte de tu ropa, para protegerla y evitar sorpresas desagradables en el próximo cambio de estación.

Recuerda seguir estos consejos si no quieres que las polillas se hagan con el poder de tu armario o cajón y a su vez hagan perder la calidad de tus prendas.

 

¿Podemos ayudarte?
TEL: +34 96 838 9109
Política de cookies - Aviso legal